Warning: Creating default object from empty value in /homepages/43/d792652787/htdocs/burritos/wp-content/themes/ronneby/redux_framework/ReduxCore/inc/class.redux_filesystem.php on line 29
Burros miniatura | Sobre los burritos |
';
crianza-burritos-miniatura-3

Cómo los criamos

La cría y selección de reproductores debe hacerse de manera cuidadosa. Diferentes criadores tienen diferentes objetivos a la hora de reproducirlos pero, sin duda, el factor más importante debe ser siempre la buena conformación de los burritos. El color es también un punto importante, pero nunca debe tener prioridad y, por último, nunca hay que olvidar que buscar que sean cuanto más pequeños mejor no siempre es lo óptimo. Los burros miniatura mediterráneos, al igual que ocurre con todas las razas de burro, tienen un período de gestación de entre 11-13 meses y, casi sin excepción, tienen un única descendencia.

La hembra no debe ser cubierta hasta que tenga tres años (3 y medio mejor). Antes de 3 años aún están creciendo y, a causa de su ritmo de desarrollo, pueden ser física y mentalmente inmaduras. La vida útil de un burro miniatura es de 35 años, así que hay tiempo suficiente para convertirlas en progenitoras. Las hembras requerirán espacio un par de semanas antes del parto y, por supuesto, el establo debe limpiarse a fondo y dejarlo listo para el nacimiento. La mayoría de las burras miniaturas son muy buenas madres y, por lo general, no requieren ninguna ayuda para el parto (las hembras muy pequeñas, por debajo de 30″, pueden tener problemas de parto y podrían requerir atención veterinaria).

El potro debe mamar de pie y en el transcurso de las dos primeras horas. También es importante examinarlo bien y después también el saco, para comprobar que todo ha sido expulsado. Se debe tener cuidado si el clima es frío: hay que secar el potro, hacerle un profundo lecho de paja seca y ponerle una manta térmica, porque tendrá que dormir con frecuencia. Sin embargo, si el clima es cálido y soleado, el potro ya disfrutará con curiosidad de su entorno en las horas siguientes a su nacimiento.

Algunos enlaces de interés

A continuación os dejamos algunos enlaces de interés a asociaciones relacionadas con el cuidado de burros, asnos y burritos miniatura.

ruby-1
edu-s-1
crianza-burritos-miniatura-3
edu-1
peaches-1

Cuidados Generales

El burro miniatura, al igual que sus congéneres, necesita unos cuidados específicos: alimentación, esquileo, aseo de los cascos, vacunas, desparasitaciones, etc.

Aun así, si estos preciosos burritos se tienen en un lugar con suficiente espacio para que puedan correr y hacer ejercicio, no necesitan más cuidados mínimos que un par de visitas semanales para comprobar que la comida y el agua estén en orden. Así, cuando estemos con ellos disfrutaremos enormemente de su compañía.

El espacio mínimo necesario para tener un burrito miniatura debe ser el suficiente para que disponga de una buena calidad de vida. Si lo tenemos en un terreno o jardín, debe disponer de un cobertizo para darles cobijo y tener el alimento resguardado de las inclemencias atmosféricas. Si está estabulado en una cuadra, hay que sacabrlo con frecuencia para que corretee y haga ejercicio.

Enfermedades

Los burros miniatura son animales muy resistentes y, en condiciones normales, son animales sanos. Por supuesto, necesitan tener unos cuidados mínimos de rutina:

La desparasitación debe realizarse cada 6 – 12 meses. Este es un aspecto importante de los burros para un buen estado de salud. Hay varios tipos de pastas desparasitadoras y cada una se ocupará de un diferente tipo de parásito, que deben administrarse en momentos concretos del año. Consultad con el veterinario la planificación de su régimen de eliminación de parásitos para cada año. Si los parásitos internos no se eliminan mediante la desparasitación periódica, los burros pueden sufrir daño en los tejidos internos que, a lo largo, acortarán su vida. Además, pueden contagiar sus larvas a otros équidos.

Los burros necesitan recortar sus cascos una o dos veces al año, dependiendo del clima y de la movilidad de los mismos. Los cascos son muy elásticos y no se desgastan por igual que los de otros équidos. Sin embargo, si se dejan crecer puede conllevar un daño permanente. Tratad de encontrar a alguien familiarizado con el recorte de los cascos de los caballos y burros para hacerlo de forma correcta.

Los burros se deben vacunar contra el tétanos. Si compráis un burrito, os facilitaremos las fechas de las primeras vacunas del tétanos y debéis tener en cuenta la hora de la siguiente dosis de revacunación de tétanos/gripe. Siempre hay que consultarlo a nuestro veterinario.

El aseo de un burro miniatura es una parte igualmente importante de la atención de la salud. Se debe cepillar su pelo con regularidad, utilizando un cepillo rígido sobre el cuerpo y un cepillo suave alrededor de la cara y el vientre. Su aseo establecerá una relación de confianza y os permitirá comprobar si hay cortes, rozaduras o picaduras en la piel de los burros.

Además, también se debería comprobar el estado de la boca de forma periódica. Si observáis alguna anormalidad en algún diente, consultadlo con el veterinario.

crianza-burritos-miniatura-3
alimentacion-burros

Alimentación

Los burros son originarios de las regiones desérticas del mundo, esto hace que su aparato digestivo sea muy rústico. Por ello, las necesidades nutricionales son mucho menores que las de un caballo o un poni. Los burros miniatura requieren poca o ninguna alimentación durante los meses de verano si están en pastoreo.

Lo que nunca debe faltarles es la paja de cebada en sus establos, para proporcionar forraje, y es importante proporcionarles un compuesto de minerales para que puedan lamerlo siempre que lo necesiten; debe estar a disposición de ellos en todo momento. Además de estos minerales, nunca debe faltarles agua limpia a voluntad.

Es importante limitar la cantidad de hierba fresca a su disposición en pastoreo. Esto puede lograrse con una cerca electrificada de cintas, bastones de plástico y una batería, moviendo la valla unos cuantos centímetros cada día.

Durante los meses de invierno, ademas de la paja de cebada, se debe de aportar una dosis diaria de cereal, no debiéndose hacer si el burro tiene una buena condición corporal o administrarlo en muy pequeña cantidad. Hay que tener cuidado con la ración de concentrado, ya que el engrasamiento excesivo puede ser muy perjudicial para su salud.

Existen mezclas en el mercado que son especiales para caballos, equilibradas, que podemos emplear para nuestros burritos.

edu-4

Nosotros…

Hace más de 15 años que nos dedicamos a la cría y venta de burritos miniatura y cabras enanas. Además de dedicarles esfuerzos y mimo, viajamos a otros países para descubrir de cerca los lugares de procedencia de burros y burritos miniatura, y cómo ha sido tradicionalmente su vida y su uso por parte de los humanos.

edu-sm-1
crianza-burritos-miniatura-4
e-1

Historia

Los burros miniatura son una raza de asnos originarios del Mediterráneo, esta raza existía sobre todo en las islas mediterráneas, como Cerdeña, Córcega, Sicilia, Malta, Menorca… No se sabe con exactitud hasta dónde se extendieron, lo que sí es cierto es que hoy en día es casi imposible encontrarlos en sus lugares de origen, excepto en algunas reservas que existen para tal fin.

Antiguamente eran utilizados para transportar el agua de los pozos y suministrar agua a las aldeas en las montañas de los pastores. Ahora, casi extinguidos en su tierra natal, han pasado a ser una mascota popular en Estados Unidos, especialmente en los estados del sur. Aproximadamente 500 burritos miniatura han sido importados al Reino Unido desde América del Norte y se están convirtiendo en mascotas muy populares en Gran Bretaña y, poco a poco, están llegando al resto de Europa.

Las capas más comunes son de color gris y castaño (chocolate). Otras capas que también podemos encontrar son marrón, negro, gris pizarra, manchadas, pío en varios tonos, albino, sin puntos de luz, etc.

Todos nuestros burritos están inscritos y disponen de carta. En el árbol genealógico de muchos de estos animales se han registrado hasta 400 antepasados, que se remontan a 1929, cuando las importaciones procedentes de Cerdeña llegaron a Estados Unidos de la mano de Robert Green, un agente de bolsa de Nueva York que los llevó a su propia granja de Nueva Jersey.

Green dijo: «los burros miniatura poseen la naturaleza de un afectuoso Terranova, la renuncia de una vaca, la durabilidad de una mula, el valor de un tigre y la capacidad intelectual solo ligeramente inferior a la del hombre.»
Casi todos los burros miniatura mediterráneos de América del Norte son originarios de esta y otras importaciones.

como-2

Preguntas Frecuentes

¿Son agresivos o entrañan algún peligro hacia sus dueños?

Los burritos miniatura son animales cariñosos e inofensivos, muy dulces aunque muy tozudos. Es muy raro que un burrito miniatura dé coces o mordiscos. Es un buen animal de compañía y, si disponéis de espacio para albergarlo, como un jardín o una parcela, se puede emplear también como «cortacésped».

¿Cuál es el tamaño máximo de un burro miniatura Mediterráneo?

El estándar de la raza de burros miniatura del Mediterráneo: para poder ser inscritos como tales, deben tener una altura máxima de 36″ (a la edad de 3 años) pero la mayoría están entre 30″ y 34″.

¿Cuánto tiempo viven los burros miniatura?

Los burros miniatura tienen una vida muy larga y, con buenos cuidados y una alimentación adecuada, pueden vivir 35-40 años de media, pudiendo llegar incluso a los 50 años de vida.

¿Necesitamos un establo?

Sí, deberíais tener un lugar a cubierto, aunque fuera un cobertizo, para resguardarse. Los burros no tienen una capa de pelo impermeable y se mojan con la lluvia fuerte.

¿Un burro en miniatura se puede hacer amigo de mi perro o de mi cabra?

Siempre hay que tener mucho cuidado al juntar un perro con un burro. Los perros se hacen amigos de los burros, pero necesitan tiempo para conocerse y tener confianza mutua. Respecto a las cabras, con el tiempo se acaban acostumbrando y, ¿por qué no? pueden llegar a ser buenos amigos.

¿Puedo tener un solo burro?

Sí, claro. Aunque es recomendable; son animales a los que les encanta jugar y estar en compañía.

¿Qué personalidad tienen los burros miniatura?

Estos asnos son de los más afectuosos y amistosos de su especie. Se trata de animales dóciles, leales, juguetones y afectuosos. Son animales muy sociales, que dan y reciben una gran cantidad de atención. Cuanto más tiempo paséis con ellos, mejor. Son fáciles de entrenar y aprenden rápidamente. Un burro en miniatura es un amigo para toda la vida y no se debe considerar una mascota a corto plazo. Los burros miniatura no son tercos; en caso de percepción de peligro, el instinto de los caballos les lleva a huir, mientras que un burro tiende a mirar más la situación y determinar el mejor enfoque. Les encanta ir a pasear con sus dueños.